Los Manjares del Brunch en The Brick Hotel

Con una perspectiva inspiradora con su ambiente relajado, fogatas y vistas panorámicas de la vegetación y los tejados de Roma Norte, la Terraza 95 del encantador The Brick Hotel es el escenario de experiencias culinarias autenticas y sabrosas que nos despegan de la realidad y transportan a mundos de placer.

Aquí pasé la soleada tarde del domingo, dejándome llevar por el hedonismo y la exquisitez de un brunch como ninguno. El chef invitado Jose Luis Hinostroza y el talentoso chef Armando Acosta crearon un menú espectacular.

 

Me deleité en manjares como el aguachile morado de kampachi con xoconostle, flor de Jamaica y mizuna, un sabroso steam bun de pork belly con salsa hoisin, unos originales y ricos chilaquiles de birria con wagyu y crema de rancho, y unos sliders ‘red traditional way’ con bollo de papa y queso amarillo.

 

En esta ocasión el ya legendario brunch del hotel fue maridado con una serie de atrevidos y originales cocteles, elaborados con Tequila Cosmos. Mi favorito fue el coctel ‘Hibiscus’ con Jamaica y jugo de limón, la calidad de este Tequila Cosmos radica en el extremo control tanto de la materia prima, como del proceso innovador, comenzando con un especial cuidado en plantíos de agave y una cosecha realizada en el momento perfecto de maduración.

Uno de los lugares de moda de la Ciudad de México donde nos reunimos los lugareños, la Terraza 95 fusiona lo mejor del lujo contemporáneo con la arquitectura atmosférica de la Belle Époque.

 

Construido con ladrillos ingleses, The Brick Hotel fue originalmente una gran casa para el primer gerente del Banco de Londres y México. Más tarde fue propiedad del presidente mexicano antes de convertirse en el lugar “to be” para los ricos y famosos en la década de 1930; hoy en día sigue siendo el mejor spot para ver y ser visto.

 

En su encarnación actual como un hermoso hotel boutique, el edificio vuelve a cobrar vida con el sonido de los huéspedes que disfrutan de su historia única y su impecable hospitalidad. Aquí, el brunch es una experiencia sensorial de lujo en uno de los destinos más hedonistas de la Ciudad de México. En The Brick Hotel cada platillo, coctel y momento es una experiencia sensorial placentera y autentica.

Author: Deby

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *