Los Sabores de Château Bélair-Monange

Frente a mi se expanden las colinas de los viñedos de Saint- Émilion, resplandecientes bajo el sol de verano del sur de Francia. Degustando sus excelentes vinos, me enamoro de la bodega donde mi encuentro: Château Bélair-Monange.

Château Bélair-Monange tiene sus orígenes en la época romana. Situado en el punto más alto de la famosa meseta de piedra caliza de Saint-Émilion, durante mucho tiempo se ha considerado uno de los mejores cruces de la región. En 1850 fue clasificado por Cocks & Feret como el vino líder de Saint-Émilion, una posición que mantuvo hasta bien entrado el siglo XX.

 

El nombre “Monange”, además de su traducción literal, “mi ángel”, era el apellido de soltera de la madre de Jean-Pierre Moueix, Anne-Adèle, la primera mujer Moueix en llamar a Saint-Émilion su hogar.

 

Établissements Jean-Pierre Moueix compró el icónico Château en 2008 e inmediatamente llevó a cabo amplias renovaciones del viñedo, la bodega, las canteras subterráneas y el castillo para restaurar el cru a su legítimo estatus histórico. En 2012, Château Magdelaine, un Premier Grand Cru Classé contiguo adquirido por Jean-Pierre Moueix en 1952, se fusionó en Château Bélair-Monange.

Établissements Jean-Pierre Moueix, de renombre internacional, se ha convertido en un sello distintivo de los mejores vinos de Burdeos. La empresa es el mayor comerciante de vinos de la orilla derecha y distribuye vinos finos de Burdeos y California en todo el mundo.

 

De gestión familiar desde 1937, Établissements Jean-Pierre Moueix es también el propietario y productor de varios prestigiosos crus, incluidos Château La Fleur-Pétrus, Château Trotanoy y Château Hosanna en Pomerol; Château Bélair-Monange Premier Grand Cru Classé en Saint-Émilion; y, en Napa Valley, California, Dominus Estate y Ulysses.

 

Christian Moueix se incorporó a la empresa familiar en 1970. Inicialmente dirigió las actividades vitivinícolas de la empresa, luego asumió responsabilidades comerciales antes de convertirse en presidente en 1991.

Apasionado por la viticultura, se sumó a las explotaciones de viñedos de la empresa mediante la adquisición de importantes viñedos. en Pomerol, como Château Hosanna en 1999, Château Providence en 2005 y el histórico Château Bélair, Saint-Émilion Premier Grand Cru Classé, en 2008.

 

Château Bélair-Monange combina los terruños de los lugares más privilegiados de Saint-Émilion. La piedra caliza de las parcelas de la meseta central ofrece frescura, mineralidad y aromas delicados y persistentes, mientras que la densa arcilla azul de las laderas proporciona intensidad, longitud y una elegancia única al vino.

Deby

Author: Deby

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *