Una Experiencia Culinaria y Enológica Única en la Table Krug

El pasado jueves 31 de enero, la Maison Krug llevó a cabo una experiencia nunca antes vista en el mundo de la gastronomía, la enología y el buen vivir. Entre un selecto grupo de invitados amigos de la casa, embajadores de Krug y reconocidos chefs de la escena gastronómica nacional e internacional, los asistentes disfrutaron en La Table Krug la historia y herencia de Krug en una íntima velada.

Desde su llegada – en el exclusivo hotel St. Regis – los invitados fueron recibidos para dar inicio a la experiencia y envolverse dentro del excepcional universo de Krug.

 

El champagne Krug, se diferencia del resto gracias a su individualidad y proceso de elaboración único y meticulosamente cuidado, el chef de cave Eric Lebel, ha mantenido en alto el sueño del fundador Joseph Krug, es bajo su filosofía y estética de los vinos con la que se rige la casa Krug desde 1843.

 

Joseph Krug era un inconformista que tras vivir una cómoda situación en una casa de champagne bien establecida, decidió emprender su propio camino. Con un objetivo en mente, gran determinación y talento es que el fundador de la Maison Krug, persiguió su sueño de crear un champagne excepcional, con un sabor propio y una gran individualidad.

 

El sueño del fundador Joseph Krug, fue contado y descrito a viva voz de uno de los embajadores de Krug a nivel global Romain Cappelaere -Krug International Events & PR Manager – quien en La Table Krug compartió con los invitados la filosofía y estética de los vinos de Krug. Además de una gran conversación, los invitados pudieron degustar de la 166ª edición de Krug Grand Cuvée; un champagne compuesto en torno a la cosecha del 2010 el cual fue mezclado y embotellado en el 2001. La 166ª edición de Krug Grand Cuvée representa la 166ª recreación de la expresión más completa de champagne.

Al finalizar la cata, los asistentes fueron llevados a un jardín secreto dentro del Hotel St.Regis para continuar con la travesía dentro del universo Krug y vivir como la música interpreta el champagne y amplifica la experiencia de beber una copa. De la mano de Aliette Duquesne -Krug Marketing & Communication Director – los asistentes pudieron disfrutar del champagne de una nueva manera y vivir la experiencia de beber champagne a través de la música y de los sentidos.

 

 

El arte de hacer champagne de la Maison Krug, se asimila a aquel de componer una sinfonía o bien al de liderar una orquesta, con la prueba de más de 4,000 notas de vino y una mezcla única en cada una de sus ediciones, Krug Grand Cuvée es una sinfonía al paladar.

 

Krug, ha sido pionero en experimentar con la percepción que existe entre el sonido y el gusto. Saborear un delicioso champagne a la par de escuchar una pieza musical, crea un viaje lleno de emociones. La música y el sonido tienen el poder de revelar una gran cantidad de nuevas dimensiones a través de la emoción que viene con cada trago de champagne Krug.

 

Con 3 estaciones que presentaban una selección musical distinta, los invitados pudieron vivir un maridaje musical en el que, a través de los sentidos y el gusto, percibieron nuevas sensaciones y emociones a través del champagne.

Al finalizar este increíble viaje de sabores y sensaciones, los invitados degustaron una cena en honor al “solo ingrediente”, una interpretación de la individualidad de Krug a través de los ingredientes La Table Krug invitó a los chef’s Juan Amador, chef ganador de 2 estrellas Michelin y propietario del restaurante “Amador’s Wirsthays & Greisslerei” ubicado en Viena, al chef Olivier Deboise, del restaurante Apéri, uno de los mejores restaurantes de México ubicado en San Miguel de Allende y el cual se convierte en la segunda embajada de Krug en México con la Mesa del chef, y al Head Chef del hotel St. Regis, Fernando  Sánchez Ortiz a interpretar recetas utilizando el nuevo ingrediente de la Maison para el 2019: el chile. El chile “pepper” fue seleccionado en honor a México y se pueden esperar grandes historias y experiencias culinarias alrededor de la diversidad y riqueza que se encuentra en él y en Krug.

 

Seguido de un viaje para descubrir la esencia del chile en Oaxaca, el chef Amador propuso un viaje de sabores en la que el ingrediente del año y el maridaje con champagne fueron los grandes protagonistas de la noche. A su vez, el chef embajador de Krug en México, Olivier Deboise, interpreto un maridaje alrededor del pescado  – ingrediente 2018 de la casa Krug y sobre el cual compartió una increíble experiencia con chefs embajadores de la marca en Palma de Mallorca.

 

Para finalizar esta colaboración a 6 manos, el chef Fernando Sánchez, presento un filete de res con espuma de mantequilla y mousseline de pera con champagne, para finalizar la cena se presento el postre insignia de La Table Krug -Burbuja Krug- la cuál esta creada a base de Krug Rosé 22éme Edition.

 

Sin duda una velada inolvidable en la que cada uno de los invitados pudo descubrir el universo de Krug. Descubrir Krug, es compartir ese espíritu, sentir esa pasión, experimentar algo realmente excepcional, intenso, inspirados e individual, Krug es una revelación cada vez.

Deby

Author: Deby

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *