Cuchara de San Sebastian

Cuando se trata de vivir relajantes momentos en el spa, de descansar en uno de los cinco estrellas más reconocidos de la ciudad, o simplemente de dejarse ver en los restaurantes más afamados, no hay otra opción mas que el hotel Marquis Reforma. El característico diseño del hotel se erige entre los árboles del Paseo de la Reforma, con su estilo contemporáneo y límpido, flanqueado con terrazas verdes.

Dentro de su modernidad, se encuentra el restaurante La cuchara de San Sebastián, un viaje gastronómico en que se fusiona la deliciosa comida típica española con las tradiciones de la cocina mexicana. Las clásicas tapas son preparadas por una mayora, como se les llama a las expertas mexicanas en el arte culinario y que a pesar de no haber recibido clases formales, cuentan con toda la experiencia y la sazón para transformar una rebanada de baguette casera, en una crujiente base tostada al horno adornada con jamón serrano, jitomate, ajo y un ligero rocío de aceite de oliva.

 

El hotel, en alianza con Grupo Canarios, deleitan a la ciudad con esta exquisita propuesta, en la que el ambiente es tan encantador como su comida. Su ambiente casual con colores grises, blancos y negros, y con un mobiliario que invita a disfrutar  de reuniones con amigos o para ver  eventos deportivos en sus pantallas, también tiene una terraza al aire libre con una magnifica vista a la avenida.

 

La propuesta de su menú se basa en productos tradicionales con ingredientes de alta calidad, a partir de los cuales se preparan una amplia variedad de platillos, siendo ésta la excusa para visitar el lugar una y otra vez.

Como entradas, no podían faltar los huevos rotos con chistorra, acompañados de papas de corte francés capeados con yemas. De sopas, están las lentejas a la Riojana acompañadas con chorizo al vino tinto, y claro, la famosa Fabada Asturiana con costra de Elche, preparada con jamón serrano español, tocino, ajo, cebolla, pimienta, mantequilla, azafrán, pimentón, morcilla y aceite de oliva.

 

En los pescados, no puede dejar de probarse el Pulpo a la gallega, la pesca del día en salsa Vasca, y el esmedregal en salsa vasca, preparado con vino blanco, habas, ajo frito y hierbas de olor. En los cortes de carne, hay que probar el jugoso solomillo de filete de res en salsa de pimienta verde, y el bife de Bondiola Nagano bañado en salsa de Oporto.

 

Para acompañar a estas delicias, hay una extensa  carta de cocteles y de vinos, compuesta por etiquetas españolas y mexicanas, además de ofrecer las bebidas clásicas como el tinto de verano, el calimocho o la sangría.

Deby

Author: Deby

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *