Desde Sun City con Amor

Pensar en África es relacionarlo inmediatamente con safaris, gigantescas sabanas y su imponente reino animal, pero eso no es todo. Es un continente de contrastes, donde habitan tribus que permanecen fieles a sus tradiciones ancestrales, e imponentes construcciones majestuosas, como el espectacular Palace of the Lost City, en Sun City.

Aquí, en el cráter de un antiguo volcán, dentro de una reserva natural, disfruto de unos días de lujo y aventura. Categorizarlo como un hotel de cinco estrellas es limitar la descripción de su belleza y de su impecable servicio.

 

Palace of the Lost City es un hotel palacio perdido en el tiempo, en un paraíso verde tomado de un libro de aventuras. De hecho, el hotel fue construido en 1992 con base en el mito de un antiguo reino perdido en la selva, logrando convertir la exótica belleza natural en 25 hectáreas de selva con cascadas, jardines botánicos y bellas veredas para descubrir la flora y la fauna. Mas de un millón de plantas y árboles de diferentes especies fueron sembrados para crear esta impactante selva, con ejemplares traídos desde Australia, Zimbabwe, Mozambique y Madagascar, y por supuesto de Sudafrica.

Tan grande como el hotel son sus detalles y sus servicios. Desde la impactante amplitud de su recepción, pasando por sus frescos, fuentes y mosaicos, hasta sus amplísimas habitaciones, el palacio es un destino en sí mismo.

 

Entre sus muchas atracciones está el puente colgante sobre el río, una impresionante alberca de olas, toboganes acuáticos, un impresionante laberinto al aire libre, hermosas fuentes y esculturas de animales representativos africanos, caídas de agua a lo largo de la selva, un parque donde se puede acariciar a cachorros de tigres y leones, además de estar cercano a una importante reserva animal.

 

Aquí gocé de una maravillosa experiencia en safari, donde tuve la gran suerte de ver cheetahs, el animal terrestre mas rápido del mundo, gracias a nuestro increíble ranger Solomzi. Dentro de la reserva natural fui testigo de la puesta de sol mas bella que he visto, donde los drásticos colores rosados y azules del cielo se reflejaban en un pequeño lago, rodeado de montañas y los largos y delgados troncos de árboles secos.

Disfruté aquí de su precioso campo de golf Lost City, que es una continuación de este lugar encantado. Fue construido en un terreno que reta las capacidades de los golfistas, con 18 hoyos sobre un terreno rocoso con ondulaciones, trampas de arena roja y un pasto suave. Una serie de lagos separan el campo a partir del noveno hoyo, logrando un hermoso paisaje verde en un entorno exótico, como jugar golf en un safari.

 

Este impactante lugar, como sacado de un sueño, es una de las muchas caras de África, esta tierra de lo inesperado. Elegante y encantador, Palace of the Lost City es mucho mas que un hotel, es un estilo de vida.

Deby

Author: Deby

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *