Mezcal Cha Cha Cha

Sí­gueme además en:

Cha cha cha es uno de los primeros mezcales que se elaboró en Santiago Matatlán, Oaxaca, hace más de 250 años. Originalmente, este mezcal no tenía un nombre y se vendía a granel en el pueblo. Posteriormente, las diferentes generaciones que han cuidado sus secretos han nombrado y renombrado este producto muchas veces. Hace unos años, al preguntarle a Don Margarito (agricultor campesino de su agave) que si le parecía bueno el mezcal que se hace con su agave, éste respondió: “Cha cha cha” (queriendo decir: “muy, muy, muy” bueno, en zapoteco). Este fue el nombre que tomó un pequeño poema zapoteco que relata la historia del mezcal desde sus inicios, hasta hoy y de ahí el nombre. Cha cha cha (que en zapoteco puede significar muy, muy, muy, al igual que, madurar, levantarse, cumplir): “Nacer con un destino, desarrollarse, madurar, llegar a dulce, morir y resucitar; para darse cuenta, saber resplandecer y cumplir con éxito aquello a lo que se está destinado”.

 

cha-cha-cha

 

Central Mezcalera, la casa de Cha cha cha, es una empresa 100% Mexicana que tiene como misión contribuir con acciones y comunicación para lograr que el mezcal sea reconocido como el primero, el mejor y el más representativo de los destilados de agave. Es una empresa guiada por valores enfocados a la tradición, calidad, continuidad y sustentabilidad del mezcal y su industria.

Los mezcales Cha cha cha son sustentables y orgánicos. En el campo respetan la vida natural del maguey y su ciclo completo; no utilizan fertilizantes ni pesticidas químicos y no alteran genéticamente las plantas para explotarlas imprudentemente. En el palenque (fábrica de mezcal), se mantienen métodos artesanales que son llevados a cabo por la mano del hombre y no por maquinarias industriales. Es un producto completamente natural que no contienen aceleradores ni azúcares ajenas al agave (100% agave). Las botellas son fabricadas a base de vidrio 100% reciclado y no utilizan etiquetas de papel, si no serigrafía manual a base de pinturas orgánicas.

Sin lugar a dudas, se trata de mezcales Premium ya que son tradicionales, artesanales, sustentables, orgánicos y certificados.

Cha cha cha cuenta con 4 etiquetas en presentaciones de 750 ml: Joven 38º, Joven 45º, Reposado y Añejo. Actualmente se pueden encontrar en los principales puntos de venta y centros de consumo.

Cha cha cha mezcal Joven 38º: Suavecito, con una refinada graduación alcohólica. Ideal para quienes gustan del elevado sabor del agave espadín pero no están acostumbrados a las bebidas con alta graduación alcohólica.

Cha Chas Cha mezclal Joven 45º: De color cristalino, combina los mejores agaves y métodos ancestrales. Es perfecto para quien conoce los misterios del mezcal tradicional.

Chá Chá Chá mezcal Reposado: De color ligeramente dorado por los 8 meses que guardo reposo en barricas de roble blanco. Tomarlo congelado realza su suave sabor a maguey espadín y madera.

Cha cha cha mezcal Añejo: De intenso color ámbar, añejado por 1 año en barricas de roble blanco. Representante de la armonía perfecta entre el maguey espadín y la madera. Es elegante a la vista, gusto y olfato.

Cha cha cha es uno de los mezcales con mayor reconocimiento y crecimiento en el país. El cuidado en su elaboración da como resultado una bebida de altísima calidad manteniendo su tradición ancestral.

Deby

Author: Deby

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *